Las economías regionales y las tarifas de los servicios pblicos.

Por la importancia e implicancias tanto econmicas como sociales que revisten el futuro tratamiento de las Tarifas de los Servicios Pblicos y en particular para las Economas Regionales, consideramos conveniente y oportuno hacer este informe que es el comienzo-introduccin de una serie de notas que vamos a ir publicando sector por sector. No dudamos que muchos son los intereses corporativos que se mueven y se movern alrededor de este tema, pero la transparencia de su tratamiento incide de forma concluyente en la calidad de vida de todos los argentinos.

Inexorablemente ahora o dentro de unos meses debern ser tratadas todas las tarifas de los servicios pblicos que hace varios aos que se encuentran retrasadas, aunque en casi todos los casos estn compensadas con subsidios a las empresas prestatarias. En otros casos la flexibilizacin tarifara proviene en dejar libres a las empresas para que fijen las tarifas en otras reas o actividades que estas explotan.
Sin embargo, por otra parte en algunos casos muy puntuales estas tendrn que ser motivo de estudios muy exhaustivos ya que en el momento de su negociacin se introdujeron condiciones particulares que tericamente apuntaban a favorecer a las economas regionales. Dichas condiciones ya en aquel entonces fueron cuestionadas por algunos sectores en cuanto a la transparencia de cmo se gesto su inclusin, como as tambin en cuanto a la equidad de las mismas.

El tiempo ese justo juez, nos esta demostrando que estas normas tarifaras dieron y dan por resultado beneficios extraordinarios para las empresas concesionarias. Aqu corresponde detenernos para hacer una importante reflexin: Cuando llegue el momento de las renegociaciones tarifaras, hay un hecho a considerar de fundamental importancia, que se da en muchas empresas trasnacionales, en sus pases de origen estn sufriendo graves quebrantos, motivados por la crisis econmica y de desocupacin que hoy amenaza a muchas naciones de Europa.
Para compensar esta difcil situacin inclusive en algunas ocasiones remitieron y/o remiten encubiertamente (con la consiguiente evasin impositiva) a sus metrpolis ganancias extraordinarias que obtuvieron y aun hoy obtienen en nuestro pas y que las estn incrementando con duros ajustes, que en algunos casos alcanzan a sueldos, como as tambin a la disminucin de personal argentino y a dilatadas demoras en los pagos a proveedores. A esto debemos sumar notorias polticas de desinversin, que se traducen en desmejoras de los servicios que prestan.

Ejemplos a tener muy en cuenta son los de Aerolneas Argentinas e YPF, ambas empresas fueron literalmente vaciadas y desguasadas por sus propietarios extranjeros, antes de que pasaran al estado nacional.
Estos hechos deben ser un alerta permanente a fin de evitar la repeticin de episodios de similares caractersticas.
Por lo expuesto y por la gravedad de la situacin econmica que viven hoy los pases centrales, es que debemos estar muy atentos y ser muy cautos ante cualquier actitud o accionar de las empresas multinacionales radicadas en nuestro pas ya que sus desiciones empresarias por imposicin de sus casas centrales, las pueden llevar a importar las crisis que ellos sufren en sus pases de origen. Esto sin tomar en cuenta que el accionar de nuestro gobierno desde el comienzo de la actual crisis nos permiti evitar las consecuencias en la que ellos hoy se encuentran.

Por ltimo debemos puntualizar y recordar como acertadamente dijo la Presidenta de la Nacin Dra. Cristina Fernndez de Kirchner que "Es funcin indelegable del estado la regulacin y contralor de las tarifas a renegociar, ya que hace al justo equilibrio entre las empresas prestatarias de servicios y los usuarios." En este punto vale recordar en concordancia con, los dichos de la Presidenta, que decamos nosotros en noviembre del 2007 en cuanto a las tarifas de los servicios: "En el nuevo esquema econmico que presenta la Argentina, es necesario encarar una renegociacin sector por sector, discriminando reas geogrficas, e incluyendo una tarifa social que cubra a determinados segmentos poblacionales para evitar que las subas afecten a las familias de menores ingresos. Preocupacin permanente y manifiesta del actual gobierno. A su vez, en esas renegociaciones habr que redefinir contratos, prestaciones de las empresas y nuevas inversiones". Sintetizando: esto sin duda deber ser estudiado, tratado y corregido en audiencias pblicas para que la transparencia y la equidad sean los rbitros de las futuras negociaciones.

Buenos Aires, 7 de Octubre 2014

DIEGO LO TARTARO PRESIDENTE IADER